Leonardo ha sido uno de los padres fundadores de la AIEMPR de la que era Presidente de honor.
Desde hace meses estaba enfermo, con graves dolencias cerebrales, pero siempre pensé que podría reponerse y que habría sido posible comunicarle nuestras ideas sobre el tema del congreso italiano de la AIEMPR del 2012 y recibir de él sus valiosas reflexiones.

Deseaba con todas mis fuerzas, conocer sus impresiones, tener sus indicaciones y sus consejos, hasta el punto de convencerme lo que habría podido enriquecernos con su gran y profundo conocimiento no solo científico, sino también humano y religioso. Evidentemente no ha sido posible.

Lo recuerdo con mucho afecto y gratitud por todo aquello que ha hecho constantemente por la AIEMPR y por cada uno de nosotros, y lo siento próximo, dispuesto a sostener nuestro vínculo dentro de la asociación.

Elisabetta Simeóni
Delegada del grupo italiano de la AIEMPR.